Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 22 mayo 2011

En algunos de los países Latinoamericanos se vive tanta violencia civil que resulta difícil comprender como el Humano a logrado contratos sociales como los “Derechos Humanos Universales”, ó como logro abolir en su mayor parte la esclavitud, cuando todo parece  indicar que el Humano se dirige primero a la maldad y la violencia como fundamento y que en medio de esa maldad surge “de vez en cuando” un raro fenómeno llamado bondad que  muchas veces se dice erróneamente que es el estado natural del ‘Ser Humano’.

Resulta extraño que en la cultura popular se considere al Humano fundamentalmente bueno y cause sorpresa un asesinato ó una extorsión, cuando lo que debería de causar admiración es que estos actos de violencia no son practicados por la mayoría sino por una minoría, una minoría que lo único que hace es hacer libremente lo que la mayoría quisiera hacer para lograr sus deseos mas Humanos, y que lo hace normalmente pero en acciones de escala menor.

Analizando un poco más el comportamiento del ciudadano llamado “honrado”, se observa que su aparente bondad y respeto a la “ley” esconde “detrás” una negociación que podría leerse más ó menos así: “Yo no te molesto, si tú no te metes conmigo”. A lo anterior, desde los inicios de las sociedades se le ha llamado Civilización.

Mientras que el extraño comportamiento conocido como bondad ó actos bondadosos surge de un tipo de personalidad que cambia servicio por seguridad.

De esta manera, el aparente orden que se vive en las sociedades “modernas” no es más que un equilibrio de fuerzas entre sus partes, un equilibrio de capacidad de violencia, que en algunos países de AL se decanta hacia algunos cuando se desarma a otros, por medio del engaño, para el caso que los Gobiernos han hecho creer que son capaces de proteger a cada ciudadano, lo anterior lo hacen con el objetivo de monopolizar la justicia haciéndolo mas necesario.

Cuando la verdad es que cuando un ciudadano pierde la capacidad de generar violencia sobre otros, creyendo erróneamente que está protegido por una institución abstracta llamada Gobierno, el otro lo atacara sin piedad.

La civilización no es más que el equilibrio de fuerzas entre los ciudadanos.

Por lo tanto, la solución frente a la enorme violencia que se vive en muchos países de la región no es fortalecer a las fuerzas de seguridad (que ya están muy infiltradas por organizaciones del crimen) sino, crear leyes que permitan a cada ciudadano protegerse y auto defenderse sin perder la necesidad de la existencia de un Gobierno que se encargue de asuntos que requieren una logística más compleja y unificada como, por ejemplo, de la economía.

Read Full Post »